Dogo canario

El Dogo Canario es un perro digno, excelente guardián y un compañero excepcional. Le gusta estar con sus dueños a cada instante.

Resumen histórico de la raza

Descendiente del antiguo Dogo español, el Dogo Canario es originario de la isla de Tenerife, en las Canarias. Presente en estado salvaje en  ese territorio durante toda la historia de las islas, el Presa canario fue domesticado a lo largo de la historia para trabajar como perro de rebaño y de guardia. En los siglos XVI y XVII, con la llegada de los británicos y sus perros, que llegaron a las islas para el comercio del vino producido en esta región, el Dogo canario pasó a ser utilizado también para los combates.

La celebración de esos combates estaba en aquella época de moda y el orgullo de los ganaderos era puesto en juego en cada enfrentamiento. Afortunadamente para esos perros, en 1940 las autoridades internacionales prohibieron las peleas de perros, lo que trajo de un modo significativo una decadencia del interés por esta raza y casi su desaparición. Por fortuna, unos ganaderos apasionados del Dogo canario se preocuparon por este perro y decidieron preservarlo.
Sobre los años 70, el Dogo Canario conoció un nuevo arranque y las peticiones llegaron de toda la península. Pero para no caer en los errores del pasado, los ganaderos firmaron en 1982 una carta de autenticidad y crearon el "Club Español del Presa Canario". En 1989, se homologa el estándar propuesto por el club.

Apariencia general

Perro que posee una poderosa condición física y una gran agilidad. Es una raza de talla media y espalda es corta y recta. Posee unos poderosos y marcados músculos y su perfil es recto. Su cola tiene una base ancha y se estrecha hasta llegar a la punta. Es de inserción alta y es flexible.
Su cabeza es maciza y cuadrada. Su cuello es, al igual que el resto del cuerpo, muy musculado. Posee unos dientes fuertes bien encajados. Su nariz es ancha, de color negro intenso y sus ojos grandes, negros y ovalados.

Temperamento y comportamiento

El Dogo Canario es un perro digno, excelente guardián y un compañero excepcional. Le gusta estar con sus dueños a cada instante. Es un perro cariñoso, mimoso y dulce. Es un excelente amigo de los niños y muy protector. Una de sus principales características es la de deportista excepcional.  Podrá acompañarte en todas los deportes que quieras compartir con él y estará encantado de practicarlo a tu lado.

Su lado testarudo y cabezón hace que no sea del todo apropiado para los principiantes. Es un perro muy dominante, por lo que requiere de cierta experiencia y, sobre todo, de un carácter fuerte y firme. El Dogo Canario tiene dificultades para tratar con otros machos con los que fácilmente puede enemistarse volviendo a sus orígenes. A pesar de esto, en general es perro tan noble y afectuoso que te sorprenderás por su generoso carácter.


Loading…