Cómo limpiar los oídos de un perro de forma natural

Unos oídos limpios son esenciales para la salud y el bienestar de nuestras mascotas

Cómo limpiar los oídos de un perro de forma natural

Los oídos sucios son un caldo de cultivo para bacterias y levaduras, que pueden desencadenar infecciones dolorosas que de no ser bien tratadas pueden llegar a ser crónicas.

Algunas razas son propensas a presentar problemas derivados de la acumulación de bacterias y hongos, generalmente se debe a la dirección de las orejas, orejas largas y gachas impiden el paso del aire y crean un clima oscuro y húmedo que favorece estos problemas.

dog_ear_cleaning

Aunque en el mercado tenemos productos limpiadores específicos para su limpieza, la verdad es que en casa podemos preparar nuestro limpiador de orejas de forma barata y natural 100%.

Es tan sencillo como hacer una mezcla 50-50 de vinagre blanco y agua.
Esta mezcla se puede utilizar de la misma forma que usaría una solución de limpieza de oídos comercial.

El vinagre blanco se elabora a partir de la caña de azúcar, el maíz o la melaza

Mezcla dos partes iguales de vinagre blanco y agua en un recipiente, después empapa bien un gasa suave en la solución y úsala para limpiar el oído del perro, la gasa debe limpiar el exterior y los rincones retirando cualquier acumulación de cera y suciedad, pero no debería entrar dentro del canal, es importante que se use una gasa distinta para cada oído, una vez limpio, secar con una gasa limpia.

La regularidad ideal sería una vez a la semana en perros de orejas caídas y de una limpieza cada 15 días en perros de orejas erguidas, siempre teniendo en cuenta las necesidades individuales de cada perro sea cual sea el tipo de orejas.

El aceite de árbol de té es otra muy buena opción para limpiar los oídos de tu perro de forma natural un buen tratamiento para oído.
Solamente hay que poner unas gotas de aceite de árbol de té en un algodón o gasa suave para limpiar las orejas del perro, de la misma forma que con el vinagre blanco, el aceite de árbol de te, es antimicótico y antibacterial, se puede usar en el champú para tratar foliculitis y otras infecciones y se usa también como repelente natural de insectos y parásitos externos.
Dale a tu perro un premio por su buen comportamiento cada vez que se este quieto y sea paciente durante la limpieza de sus oídos, empiece a habituar al perro desde cachorro, limpiando cada semana aunque no sea necesario, empezaremos con limpiezas superficiales de corta duración, con esto conseguiremos que nuestro perro se comporte y sea paciente a la hora de limpiar sus oídos en edad adulta.